Día de la Madre

¡FELIZ DIA DE LA MADRE!

Todos los primeros domingos de mayo, se celebra el día de la madre, esa mujer que nos acompaña desde el primer momento de nuestra vida hasta al fin. Pero, ¿te has preguntado alguna vez por qué se celebra este día a pesar de porque son lo mejor que tenemos en nuestra vida?

¡En Domti te explicamos por qué!

Julia W.H un día se le ocurrió organizar, en Boston un encuentro de madres a favor de la paz. Este encuentro inspiró a Anna Jarvis, que recientemente había perdido a su madre, para salir de la depresión en la que se encontraba. Al poco tiempo todo el mundo empezó a oír sobre esta celebración y llegó hasta el Presidente Wilson, que oficializó el Día de la Madre como una fiesta nacional.

Con el paso del tiempo, otros países de otros continentes escucharon sobre esta celebración y se fueron sumando a esta fiesta, cumpliendo así el sueño de Ana: fortalecer los lazos familiares y el respeto por los padres.

¿Sabías también que la flor que simboliza la maternidad es el clavel blanco?

Anna Javis pasó toda su vida luchando para que las personas reconociesen la importancia y el valor de las madres. A pesar de nunca experimentar lo que es ser madre, a los 84 años, en su fallecimiento, recibió tarjetas conmemorativas procedentes de todo el mundo.

Desde Domti queremos dedicar un aplauso a esas madres que mueven tierra y mar por todos sus hijos e hijas.

Ella es el pilar fundamental de todos nosotros, un amor enorme que no tiene fin. Es la persona que siempre nos mira con los mismos ojos, sin importar el cuándo, el dónde y el por qué. Una madre es la persona a la que acudimos. A la que invitamos a comer, pero en las próximas dos horas aparece con tres tuppers de comida.

No podemos no hablar de ella y que se nos forme un nudo en el estómago y sonreír, una mezcla de orgullo y admiración. La persona que nos hace sonreír cuando estamos llorando, magnificando la magia que hay en nosotros.

Desde Domti, queremos felicitar a todas las madres del mundo, a las que se lo han ganado por derecho propio y a las que, sin serlo, han dedicado sus días como autenticas madres.

¡Feliz día para todas!

 

Comparte en tus redes favoritas